Blogia
Panfleto LAETUS

El hombre triste |[narrado por] Elena Castillo Marrero|

El hombre triste |[narrado por] Elena Castillo Marrero|

Había una vez un hombre triste que fue a ver al médico para que le curase de su melancolía. El médico lo reconoció a fondo y le dijo:
 
- No he podido encontrarle nada mal, pero voy a darle un consejo. Hay un circo en la ciudad, vaya esta misma noche. Verá un payaso que es tan divertido que no podrá parar de reírse en una semana.
 
- Doctor -dijo el paciente triste-, ese payaso soy yo.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

19 comentarios

Andrea V -

Encerrarnos en un padecimiento profundo y llevando una máscara ante la sociedad, común denominador de muchos que nos vestimos cada día para cumplir una función y al final del día regresamos a nuestra realidad “tengo un buen amigo pintor y este fue uno de sus cuadros más vendidos” por que creen??

Amkiel -

Lo que necesita es parecer alegre para acabar estándolo.

melancolica -

que triste... tal vez este payaso necesite otro tipo de terapia...

Amkiel -

Es tuyo, aquí está para ser compartido.

yeyo -

me lo copie para mi fotolog, espero no t moleste


esta muy bueno

Amkiel -

Entonces eres solución y problema.

Jose -

...ese payaso soy yo.

Amkiel -

Gracias, ésa era la intención.

brke -

me enkanta tanto la foto komo lo k pone estaba viendo pajinas y e llegao aki y ezo me a llegao lo e zentio :)

Amkiel -

Lo tendré en cuenta, gracias, lo buscaré en la biblioteca. Por cierto, la canción de Duncan Dhu titulada “Tu sonrisa”, del disco “El grito del tiempo”, explica la misma historia de una forma muy pero que muy bonita.

Eider -

Si lo localizas échale un vistazo, pero no lo busques para comprarlo; para alguien que como tú ha leído a este autor, es lo menos Wiesenthal que puedas imaginar.

Amkiel -

Elena Castillo narraba esta historia pero no asumía su autoría, por lo que podría ser una versión de la que tú comentas. En cualquier caso, no sabía de ese libro de Mauricio Wiesenthal, por lo que habrá que buscarlo para disfrutar, además de que su lectura parece buena para la salud.

Eider -

Una anécdota muy similar, referida al Doctor Abernethy (Londres, s. XIX) y el cómico Grimaldi es narrada por Mauricio Wiesenthal en su libro "Buen humor para hipertensos"

Amkiel -

Hacer sonreír estando triste, un caso claro de melancolía alegre.

Edda -

Aquí se podría adaptar el dicho y dejarlo así: "Sonrisas vendo, pero para mí no tengo". Es difícil hacer sonreir a alguien cuando está triste.

Amkiel -

Anna: Es un tratamiento de choque, aunque tratándose de un circo mejor digo un tratamiento de autos de choque.

Malicia Cool: Tú roba, que yo miro para otro lado.

Mariano: Cura y enfermedad, como en las vacunas. / Me alegra saber que gusta el panfleto. Por cierto, he visitado tu web (pinchar en su firma) y me han gustado también tus trabajos (aprovecho para recomendar a los demás que le echéis un vistazo).

Mariano -

interesante, suele ocurrir que la cura y la enfermedad son la misma cosa vista desde diferentes lugares

buenos textos, y las imagenes tambien

Malicia Cool -

jo, una vez más me ha encantado; no te lo robo porque me queda un poquito de vergüenza... -pero poquito, ¿eh?-

Saludos muy amistosos,

Alixx

Anna -

Esta vez me has cogido con la guardia baja y el final me ha sorprendido. Eso sí, curioso el tratamiento del médico...
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres