Blogia
Panfleto LAETUS

La vasija agrietada |Desconocido| [modificado]

La vasija agrietada |Desconocido| [modificado]

Un cargador de agua de la India tenía dos grandes vasijas que colgaban de los extremos de un palo que llevaba encima de los hombros. Una de las vasijas tenía varias grietas, mientras que la otra era perfecta y conservaba toda el agua al final del largo camino a pie, desde el arroyo hasta la casa de su patrón, mientras que la vasija rota sólo tenía la mitad del agua cuando llegaba.
 
Durante dos años completos esto fue así diariamente. Desde luego la vasija perfecta estaba muy orgullosa de sus logros, pues se sabía idónea para los fines para los que fue creada. Pero la pobre vasija agrietada estaba muy avergonzada de su propia imperfección y se sentía miserable porque solo podía hacer la mitad de todo lo que se suponía que era su obligación.
 
Después de dos años, la vasija quebrada le habló al aguador diciéndole: “Estoy avergonzada y me quiero disculpar contigo porque debido a mis grietas sólo puedes entregar la mitad de mi carga y sólo obtienes la mitad del valor que deberías recibir.”
 
El aguador, apesadumbrado, le dijo compasivo:
 
“Cuando regresemos a la casa quiero que notes las bellísimas flores que crecen a lo largo del camino.” Así lo hizo la vasija. Y, en efecto, vio muchísimas flores hermosas a lo largo del trayecto, pero de todos modos se sintió apenada porque, al final, sólo quedaba dentro de sí la mitad del agua que debía llevar.
 
El aguador le dijo entonces:
 
“¿Te diste cuenta de que las flores sólo crecen en tu lado del camino? Siempre he sabido de tus grietas, así que sembré semillas de flores a todo lo largo del camino por donde vas. Todos los días las has regado y por dos años he podido recoger estas flores para decorar la tumba de mi madre.”

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

11 comentarios

Amkiel -

Lo mismo digo, estoy de acuerdo conmigo (y con Anna, claro).

Anna -

Edda, al contrario, mis sentimientos vuelan normalmente demasiado libres para mi comodidad y la de los que me rodean, pero este tipo de narrativa que busca "tocar el alma" de manera tan poco sutil me carga! y aunque no siempre es así, en este caso estoy completamente de acuerdo com Amkiel!

Amkiel -

Un texto, sea alta literatura o una pintada en el lavabo, tiene de interesante lo que nos inspira su lectura y no tanto lo que nos pueda decir. Una moraleja manifiesta es superflua y contraproducente, pues se pierde el efecto de la lección en el lector al no ser una conclusión propia (experiencia versus teoría). Si los “empalagos” que comentas tienen su significado y utilidad pero no lo manifiestan, es decir, no nos lo dan mascado ni nos dicen cómo hay que sentirse en cada momento, estamos de acuerdo. Eso es sabiduría, el resto es McDoctrinald’s.

AlmaLeonor -

¡Hola!
Amkiel no estoy de acuerdo (y esto no es novedad) contigo y tu interpretacion del "refrito". Es posible que sea una "versioncita", y que venga del lado "americano" del mundo, pero la interpretacion que haces (al igual que Anna) me parece dura y superflua. Las lecturas pueden hacerse de muchas maneras, y te aseguro que las historias de mitologia india incluyen muchos "emplagos" (a nuestro entender, que no al suyo) que tienen su significado y utilidad. Me resultas demasiado esceptico en esta respuesta.
Besos.AlmaLeonor

Amkiel -

Mis sentimientos no están encerrados porque escaparon.

Edda -

Hola, sigo sin recordar donde lo leí, pero te aseguro que no fue en internet, pues soy nueva por estos lares.
A ver par de dos (Amkiel, Anna) ¿bajo cuantos pares de llaves tenéis encerrados vuestros sentimientos?. Hacedme caso, de vez en cuando es bueno dejar que afloren.

Amkiel -

Cierto, pero el original que tenía es aún peor: "¿Te diste cuenta de que las flores sólo crecen en tu lado del camino? Siempre he sabido de tus grietas y quise sacar el lado positivo de ello. Sembré semillas de flores a todo lo largo del camino por donde vas y todos los días las has regado y por dos años yo he podido recoger estas flores para decorar el altar de mi Madre. Si no fueras exactamente como eres, con todo y tus defectos, no hubiera sido posible crear esta belleza."

Además de incluir después la siguiente moraleja innecesaria: "Cada uno de nosotros tiene sus propias grietas. Todos somos vasijas agrietadas, pero debemos saber que siempre existe la posibilidad de aprovechar las grietas para obtener buenos resultados."

Yo creo que estos indios no eran de piel morena sino de piel roja, es decir, americanos. El típico "acéptate a ti mismo como eres pues nadie más lo va a hacer y así dejas de atosigarme todo el día con tus lamentos que cuando te pones eres un pesado", más o menos, que la psicología americana es algo "selfish".

Anna -

pues aunque al principio me ha gustado, el final me parece empalagoso, con lo de la tumba y todo. No era suficientemente bonito que crecieran flores al lado del camino, le tenían que poner el toque sentimentaloide...

por otro lado, creo que tiene más pinta de refrito new age que de mitología índia. o quizá es mitología índia refritada?

Amkiel -

AlmaLeonor: No sé hasta qué punto este texto forma parte de la mitología india o es un refrito new age, en cualquier caso ha pasado el filtro de mi gusto siempre relativo.

Edda: El texto original es bastante famoso en internet. Mi “modificación” ha consistido en depurar el texto y el lenguaje utilizado (quitando lo empalagoso pues me produce sarpullido).

Edda -

Tienes razón Alma, es precioso. Amkiel hace tiempo que leí una historia parecida, pero no puedo recordar cual, el caso es que leyéndolo he sentido que ya lo conocía. ¿Es por eso que en el título pones modificado?
Un saludo

AlmaLeonor -

¡Hola!
Precioso, precioso, precioso... Creo que ya te hablé de lo que me gustan las historias de la cultura y mitología India. Precioso, precioso, precioso...

Besos.AlmaLeonor
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres